Tlaxcala, Tlax. La analfabetización en el Tlaxcala es un problema que en más de 10 años ha permanecido estancado con reducciones casi nulas en los índices de analfabetización que oscilan en los 6.8% lo que es igual a más de 23 mil personas que no saben leer ni escribir en el Estado.

La alfabetización según lo establecido por el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI) es “la enseñanza de la lectura y la escritura de una lengua u o idioma antes de los 15 años”, por lo que una persona después de esa edad que no sepa leer ni escribir es considerado analfabeta.

Tlaxcala a la fecha según el Instituto Nacional para la educación de los Adultos (INEA) en la Encuesta anual intercesal, realizado por la Dirección de Planeación, Administración y Evaluación, a mayo del 2019 existen 23 mil 735 personas analfabetas, siendo de los 40 a los 60 años la edad en la que se encuentran más personas en estas condiciones.

Antes del 2015 la disminución de analfabetización disminuía con una aceleración considerable, esto según el INEGI, donde este problema se comenzó a resolver después de los años 50 cuando la población del Estado contaba con una analfabetización de más del 45 % en todo el Estado, para posteriormente reducirla a un 30 % en los 80’s, ubicándose Tlaxcala en la media nacional de analfabetización, para así llegar a un 2015 con 35,860 personas sin saber leer ni escribir.

A partir del 2015 los índices se estancaron y la reducción comenzó a ser mínima, disminuyendo en 4 años solo un 11 %, cuando antes de esa fecha la diminución oscilaba en un 35 % por cada 4 años.

Para resolver el problema el Estado cuenta con 192 centros educativos especializados para la alfabetización de personas mayores de 15 años, las cuales se dividen en 4 sectores: coordinación de zona, unidades operativas, plazas comunitarias y SESA en línea.

Coordinación de zona; son 7 unidades encargadas de la administración de las unidades operativas en los municipios, así como de la plazas comunitaria en los más de 60 municipios.

Unidades operativas; 43 unidades ubicadas en los municipios con los índices mas altos de analfabetización en el estado, las cuales atienden a personas que deseen estudiar de manera independiente o abierta, esto con la ayuda de tutores especializados.

Plazas comunitarias; 142 unidades ubicada en las comunidades más marginadas, apoyadas por presidencias de comunidad y enfocadas a sectores más vulnerables y con problemas de traslado, y.
SESA en línea; un sistema automatizado de seguimiento y acreditación en línea.

A nivel nacional el estancamiento se encuentra en una situación similar, ya que según el INEA en su reporte de 2018, menciono al año pasado como “un año difícil en materia de alfabetización, ya que en el país aún existen más de 3 millones de personas analfabetas”.